La parestesia dental es un trastorno de la sensibilidad de tipo irritativo. Se manifiesta con sensaciones anormales sin que exista un estímulo previo, siendo esta una de sus principales características. Cuando aparece en nuestra dentadura, su presencia suele estar relacionada con una serie de complicaciones que se llevan a cabo después de una serie de tratamientos dentales.

Si bien es cierto que no suele ser frecuente, puede producirse después de que el paciente no reaccione bien a un tratamiento en concreto. Desde Clínica dental en Madrid Maiquez hemos elaborado una pequeña guía que te ayudará a entender qué es la parestesia dental. Así como los tratamientos, causas y consecuencias que se pueden llevar a cabo con el objetivo de poder minimizar sus efectos.

¿Qué es la parestesia dental?

Como ya hemos mencionado previamente, la parestesia dental aparece cuando se produce alguna complicación derivada de un tratamiento dental. Se caracteriza por la sensación de un adormecimiento claro en la zona del labio de la mandíbula. En la mayoría de los casos, tiene su origen en el nervio dentario inferior. Por ello, es consecuencia de los tratamientos dentales que tienden a comprometer el nervio. Sus efectos, si no son tratados a tiempos, suelen alargarse en el tiempo.

En este caso, recibir un correcto diagnóstico y posterior tratamiento es fundamental para minimizar las posibilidades de sufrir este tipo de patologías. Acudir a una clínica dental que esté formada con un equipo de especialistas expertos en las diferentes áreas de la odontología es fundamental para poder alcanzar el mejor resultado posible.

Por esta razón, en Clínica Maiquez nos encargamos de proporcionar a nuestros pacientes la mejor experiencia posible. Gracias a que contamos con la aparatología más avanzada y con la última tecnología disponible a nivel de innovación, garantizamos en todo momento que nuestros tratamientos impacten de manera positiva en nuestro organismo.

La boca es una de las zonas de nuestro cuerpo en las que conviven un mayor número de nervios. Si reciben un tratamiento incorrecto, es posible que provoquen parestesia facial. Siendo uno de los efectos secundarios más complejos que se pueden desprender de un tratamiento dental mal planificado y ejecutado. En nuestra clínica, para evitar que puedan aparecer este tipo de situaciones, analizamos cada paso de manera 100% personalizada. Adaptándonos en todo momento a las características y necesidades del paciente en cuestión.

¿Cuáles son los procedimientos que pueden desarrollar a una parestesia dental?

Existen una gran cantidad de tratamientos que se pueden llevar a cabo a la hora de solucionar algunos de los problemas más comunes que podemos sufrir en nuestra cavidad bucal. No obstante, algunos de los tratamientos más concretos que pueden provocar esta parestesia dental son los siguientes:

  • Exodoncia: La extracción dental, especialmente cuando se hace referencia a la extracción de las muelas del juicio, pueden comprometer de manera directa el nervio dentario. Esta situación se produce como consecuencia de la proximidad que existe entre los molares y el nervio en cuestión. La correcta acción del protagonista que se encargue de asegurar en todo momento el tratamiento será clave para poder minimizar las posibilidades y sus consecuencias.
  • Endodoncia: Los tratamientos de endodoncia también cuentan entre sus principales consecuencias con este tipo de problemáticas. Traduciéndose en un posible adormecimiento de la zona.
  • Cirugía oral o cirugía maxilofacial: La cirugía oral  o la cirugía maxilofacial es una de las especialidades más complejas que existen en el ámbito odontológico. Especialmente si tenemos en cuenta la gran cantidad de elementos que intervienen en este tipo de escenarios. A la hora de aplicar de manera correcta un tratamiento de cirugía oral es importante que prestemos especial atención a todos los elementos y pasos que se deban recorrer. Una mala planificación de la cirugía oral nos impedirá poder disfrutar de una correcta salud dental. Siendo uno de los principales problemas que se traducen en el momento de asegurar el equilibrio de nuestra dentadura.
  • Los implantes dentales: Por último, es importante analizar el impacto que los implantes dentales pueden llegar a tener en la salud de nuestra cavidad bucal. En el momento de colocación de los implantes dentales es posible que ejerzamos una presión sobre el nervio dental que se traduzca en la parestesia. Por esta razón, es importante realizar un estudio previo de la situación para poder asegurar en todo momento que cada una de las acciones que se van a llevar a cabo sobre nuestros dientes van a proporcionar el mejor resultado posible.

Parestesia Dental

¿Cuáles son los síntomas de la parestesia dental?

Tanto la parestesia facial como la parestesia dental suelen presentar una sintomatología muy clara que permite que su identificación resulte especialmente sencillo de llevar a cabo. A continuación hemos seleccionado algunos de los síntomas más frecuentes que se suelen producir cuando comienzan a surgir los primeros problemas después de llevar a cabo el tratamiento.

En el momento en el que notemos los mismos, es importante que acudamos a un especialista de confianza cuanto antes para poder atajar los problemas de inmediato.

  • Entumecimiento o adormecimiento de la zona de la cara, la mandíbula o el labio.
  • Sensación de hormigueo recurrente.
  • Pérdida de sensibilidad de la zona afectada.
  • Dolores de cabeza y molestias notables después del tratamiento bucodental.
  • Presencia de la sequedad en la boca.

Parestesia dental – Tratamiento

Para poder llevar a cabo un tratamiento que pueda combatir con los síntomas de la parestesia, la primera acción que debe realizarse es analizar todos los posibles motivos por los que se ha producido. En este caso, es importante que tengamos en cuenta que al prevención y la correcta higiene bucal es uno de los principales elementos que debemos perseguir en el momento de minimizar los posibles efectos de este tipo de problemáticas.

Generalmente, los efectos derivados de la parestesia pueden llegar a permanecer en nuestra cavidad bucal durante un tiempo comprendido entre los 3 y los 6 meses. No obstante, en el caso de que no sea tratada a tiempo y se convierta en una enfermedad crónica, es posible que ésta se manifieste en forma de brotes durante una larga cantidad de tiempo.

Para poder atajar los principales problemas que se desprenden del padecimiento de este tipo de enfermedades, resulta especialmente importante prestar atención a la dieta. Así como a la cantidad de vitaminas que consumimos en nuestro día. La Vitamina B es una de las principales.

En Clínica Maiquez serán nuestros expertos los profesionales que tendrán la responsabilidad de poder garantizar en todo momento el éxito de tu tratamiento. Así como todas las cuestiones que conviene tener en cuenta con el objetivo de asegurar el éxito de cada una de las acciones que llevemos a cabo. Ven a visitarnos y disfruta de nuestra primera visita gratuita. En ella, podremos realizar el primer diagnóstico y guiarte en torno a todas las opciones que existen en el mercado para asegurar el éxito de tu tratamiento.

Leave a Reply